El agita´o

Texto: Daily Sánchez Lemus.

Suena el teléfono, lo coge y del otro lado una voz le dice:

-Un día como hoy hace 60 años, a esta hora, ¿qué estabas haciendo?

Y automáticamente dice con ráfaga de palabras:

-Yo estaba almorzando ya en Cayo Espino y ya el periodista le había hecho la entrevista a Fidel… y la que habla es Dailí.

Si algo hermoso me ha sucedido en los últimos años ha sido la amistad del Agitá´o… Así le llamaba Frank País y, quien lo conoce, sabe perfectamente que le viene bien el sobrenombre a Felipe Guerra Matos…

Cuenta entre risas que un día Fidel le encomienda una misión y en el repaso de los lugares que debía recorrer él se equivocó varias veces a la hora de repetirlos al Comandante, a lo que este le dice: “tú con esa carita, y esos espejuelitos….que pareces un muchacho inteligente….¡tú debes ser más bruto….!” O como cuando, años después, Fidel le pregunta cómo hizo para entrar y salir tantas veces a la Sierra sin que lo hubieran capturado, y él, reconociendo que un poco vanidoso, le responde: porque fui habilidoso… A lo que rápidamente y entre risas el Gigante le riposta: “¡Qué va, tú estás vivo por lo brutos que eran esos soldados!”

Pero más allá de la jarana, lo cierto es que este Agitá´o, enlace veloz entre Celia y Frank, entre la ciudad y la montaña, entre una necesidad y su solución, fue protagonista también del éxito de aquel primer refuerzo de la guerrilla en marzo de 1957; y de la entrevista que dio a conocer al mundo que Fidel y sus rebeldes estaban vivos y luchando; de muchas tareas delicadas en las que se jugaba la vida diciéndole a un guardia que lo detenía en la carretera y él llevaba el carro con municiones-: “¿Y desde cuándo ustedes paran a un terrateniente?”, y seguir de largo.

Ese es Guerrita… El del marabuzal, y también el primer director de deportes que tuvo Cuba en 1959… el que sigue viviendo los juegos de pelota y disfrutó el campeonato este año de Granma, el equipo de su terruño…

Hace unos días, en un encuentro entre estudiosos y quienes gustan de la Historia, Guerrita estaba invitado para hablar sobre la entrevista a Fidel de Herbert Matthews. Hubo presentación para él, introducción al tema… hasta que le ceden la palabra. Con el mismo apuro de siempre, soltando a un lado la silla, se puso de pie y vino hacia delante:

-No quiero hablar hoy de mí, ni de cómo llevé a Matthews a la Sierra. Ya esa historia se conoce. Hoy quiero hablar de todos los campesinos y las personas que nos ayudaron a que esa misión se lograra.

De esos hombres está hecha la Revolución Cubana…

Anuncios

Dejanos un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s